Bancadas se unen y aprueban nuevo Presupuesto por Q87.7 millardos

 

 

 

Bancadas se unen y aprueban nuevo Presupuesto por Q87.7 millardos

 

El Ministerio de Finanzas tendrá que realizar las readecuaciones presupuestarias en enero próximo para cumplir con los aumentos para la Usac, OJ, MP, profesionales del sector salud y los pactos colectivos.

 

Sin ningún problema la bancada oficialista con los votos de la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) logró ayer aprobar, después de dos años, un nuevo presupuesto para 2019 por un monto de Q87.7 millardos. De los 111 artículos que componen la normativa, las 14 enmiendas que trabajó la Mesa Técnica integrada en su mayoría por aliados al oficialismo, lograron consenso.

 

En tanto, los cambios sugeridos por las bancadas Movimiento Reformador (MR), Encuentro por Guatemala (EG), Convergencia, Fuerza y de los diputados Fernando Linares Beltranena, Andrea Villagrán y Jean Paul Briere fueron rechazadas.

 

El titular de la cartera de Finanzas, Víctor Martínez, quien asistió diariamente desde el pasado 7 de noviembre a la Mesa Técnica, calificó como importante los consensos que se dieron para tener un balance en las instituciones que requirieron más presupuesto.

 

Nineth Montenegro, de EG, Linares y Delia Bac, de Alianza Ciudadana (AC), cuestionaron algunos artículos, aunque sus votos aparecieron a favor de algunas enmiendas. Otros diputados aprovecharon la presencia de los profesionales de las ciencias médicas y afines para razonar su voto a favor de la dignificación salarial por Q601 millones, lo que generó el abucheo de diputados de diferentes bancadas.

 

ENTRE LOS ACUERDOS

 

El artículo 6 del nuevo decreto, contiene el desglose de egresos por cada entidad y de acuerdo a Martínez, este no se modificará hasta el día 1 del próximo ejercicio fiscal 2019, cuando el Ministerio intervenga para realizar las readecuaciones presupuestarias internas.

 

Lo que significa que los reajustes en cada presupuesto para la Universidad de San Carlos de Guatemala (Usac), el Ministerio Público (MP), el Organismo Judicial (OJ) así como los cambios a los ministerios de Educación, Comunicaciones, Salud y otras normas de transparencia, se concretarán en enero.

 

Para apoyar al OJ, el Ministerio de Finanzas queda facultado para recortar del presupuesto de los ministerios de la Defensa, Agricultura, Comunicaciones, Desarrollo Social y Obligaciones a Cargo del Tesoro un total de Q600 millones. También se autoriza a dicho organismo del Estado para utilizar otros Q600 millones que tiene disponibles en caja, recursos adicionales a los Q1.7 millardos que se le habían asignado en la sala de Finanzas.

 

Otro de los aportes que fueron consensuados desde la semana pasada, fue aprobarle a la Usac un presupuesto superior a los Q2 millardos para el próximo año. Pero de los Q409 millones más que se le asignan, Q192 millones tienen una condición: la implementación al Sistema de Contabilidad Integrada (Sicoin), al Sistema de Gestión (Siges) y al Sistema de Nómina y Registro de Personal (Guatenóminas).

 

OTROS CAMBIOS

 

En el dictamen emitido por la Comisión de Finanzas del Legislativo se había asignado Q120 millones para mejorar y remozar los hospitales regionales de Ixcán, Cobán y Cuilapa, Santa Rosa. 

 

En la enmienda aprobada se le reducen Q50 millones, pero ahora serán utilizados para adquirir materiales para la construcción de “hospitales regionales en general”. Los integrantes de la Mesa Técnica dejaron establecido, además, la prohibición para disminuir asignaciones de gasto aprobadas para las carteras de Salud y Educación.

 

Al programa de Incentivos Forestales se le recortan Q9.3 millones y le dejan un presupuesto de Q477 millones que serán administrados por el Instituto Nacional de Bosques (Inab).

 

Los congresistas a última hora decidieron que la enmienda que buscaba utilizar saldos que no fueran ejecutados por el CIV sirvieran para pagar deuda de arrastre, pero no tuvo el apoyo de los congresistas y fue retirada.

 

 

Pese a esto, los diputados sí aumentaron al rubro de inversión a la Unidad Ejecutora de Conservación Vial (Covial) por Q350 millones más; mientras que la UNE cabildeó para que le asignaran Q5 millones a la Agencia Nacional de Alianzas para el Desarrollo de Infraestructura Económica (ANADIE), esto con el fin de realizar el estudio de prefactibilidad del metro subterráneo de la Ciudad de Guatemala.